Patrocinado por

Los perros ya pueden bañarse durante todo el año en Nigrán

Monica López Torres
Mónica Torres NIGRÁN

VEN A GALICIA

El Concello habilita para mascotas los arenales de Portocelo y Os Cantos e incrementa las sanciones por no recoger los excrementos hasta los 300 euros

25 ene 2022 . Actualizado a las 05:00 h.

Nigrán habilita sus primeras playas aptas para perros. El gobierno local propondrá en el pleno del lunes una modificación de la ordenanza municipal de Convivencia Cidadá e Ornato Público, para que los peros puedan acudir durante todo el año a las playas de Portocelo, en Panxón y a la de Os Cantos. Con estas dos excepciones, se mantiene igual la autorización de que los animales acudan a cualquier otro arenal del municipio excepto entre el 1 de junio y el 30 de septiembre.

«A ordeanza aprobada no ano 2016 precisaba ser actualizada para cumprir con esta vella demanda dos propietarios de cans, que viñan reclamando desde hai tempo contar cunha praia dispoñible para as súas mascotas tamén durante a tempada estival, somos sensibles á demanda e por iso tomamos esta decisión», indica el alcalde, Juan González.

El regidor señala que la elección de estos arenales se debe a que «están  pouco urbanizados, non teñen unha afluencia masiva de persoas e si rochedos que estimulan o xogo, ademais de contar cunhas dimensións reducidas que facilitan o control dos cans por parte dos donos».

El gobierno local también considera preciso reforzar la obligatoriedad de recoger los excrementos de los animales en todas las playas del municipio por ser, precisamente, lugares de convivencia de familias la donde se llevan muchos animales. Así, propone como cambio que la sanción pase de ser contemplada leve a grave, lo que en la práctica supone una multa que oscilaría entre los 101 y los 300 euros frente al máximo de 100 actuales. Igualmente, la ordeanza será modificada para que incluya expresamente redactado el permiso de circulación y estadía de perros-guía de invidentes y de personas con discapacidad, que no tendrán ningún tipo de limitación para acompañar a su dueño.