Patrocinado por

Una pareja abrirá el primer glámping de Sarria el primer fin de semana de julio

Uxía Carrera Fernández
UXÍA CARRERA LUGO / LA VOZ

VEN A GALICIA

Javier Arias y Alba López, promotores del glámping
Javier Arias y Alba López, promotores del glámping

Instalarán cinco cabañas y tres tiendas de campaña de lujo en medio de la naturaleza

14 jun 2022 . Actualizado a las 20:54 h.

La inmensa oferta de alojamiento turístico de Sarria tendrá una nueva modalidad. A partir del primer fin de semana de julio, se inaugurará A Leira 116, un campamento turístico con cinco cabañas y tres tiendas de campaña de lujo para disfrutar de la naturaleza con todas las comodidades. El proyecto estará en manos de Alba López y Javier Arias, que aplicarán sus conocimientos en márketing e interiorismo al lugar de las raíces de ella, en O Carballal.

La sarriana Alba López creció rodeada de peregrinos y en contacto constante con el Camino de Santiago. Enfrente a la casa de sus padres contaba con una amplia finca que le pareció la oportunidad ideal para emprender en su pueblo natal. «Los peregrinos siempre me parecieron unos clientes muy agradecidos así que es un sector que me gusta», asegura. El terreno cuenta con 14.000 metros cuadrados, en los que Alba y Javier podían crear su propia marca de cero. Ambos son los responsables de Aa Estudio, en el que ella aplica sus conocimientos de márketing y él de interiorismo. El resultado de su trabajo fue A Leira 116, llamado así por estar ubicado en ese preciso kilómetro del Camino de Santiago. Se trata de un cámping de lujo en medio de la naturaleza.

Tienda de campaña en construcción
Tienda de campaña en construcción

Así será el complejo

Las ocho estancias de Leira 116 tendrán una capacidad para 24 huéspedes. Cinco de ellas conformarán lo que Alba denomina «campamento turístico», que serán cabañas de madera negra de pino gallego ubicadas en medio del bosque y con privacidad para disfrutar de la naturaleza. Además, habrá tres tiendas de campaña de lujo, que formarán el glámping. Se trata de grandes tiendas como de estilo militar que en su interior tienen todos los lujos del mejor hotel. Además, también cuentan con una cabaña común en la que ofrecerán productos de kilómetro cero u otros destacados de la provincia, como los vinos de la Ribeira Sacra.

Interior de una de las cabañas
Interior de una de las cabañas

En las estancias, aunque sí hay wifi, no hay televisión ni más distracciones que el propio entorno verde. «Será un refugio natural para descansar en el Camino pero también para desconectar un fin de semana». El complejo permite llevar animales, aunque supone un suplemento de limpieza.

Turismo más allá del Camino

Pese a que Leira 116 se encuentra a los pies de la ruta jacobea, la pareja emprendedora quiere diversificar su clientela a cualquier tipo de turismo rural, por todo lo que tiene que ofrecer Sarria. «Con la pandemia aumentó la demanda de este tipo de alojamientos y creemos que esta ubicación tiene potencial porque está cerca de Lugo o de Ourense y hay muchas cosas que visitar en la contorna, como puede ser Samos», asegura. Además, en el concello de Sarria también se puede disfrutar de ocio como el campo de golf o rutas en bicicleta o a pie tanto por el propio municipio como por los cercanos.

Será el primer glámping del Concello y también del Camino Francés a su paso por Lugo. En Sarria hay un cámping común y en Portomarín, en la Casa Santa Mariña, hay tanto zona para acampar como cabañas. Con esta novedad, la pareja de emprendedores busca que vuelva el turismo local a Sarria para disfrutar del contacto directo con el rural y la naturaleza.

Los Lagos de Lousada tienen 41 hectáreas y cuentan con dos lagos y una laguna

Una pareja busca socios para abrir el mayor «glamping» de Lugo en los Lagos de Lousada

UXÍA CARRERA

En la parroquia de Lousada, en el concello de Xermade, un espacio natural se expande por 41 hectáreas con bosque autóctono, dos lagos, una laguna y numerosos senderos. Se trata de los Lagos de Lousada y son terrenos particulares de un matrimonio que la Xunta reconoció en el 2019 como un Espacio Privado de Interés Natural de Galicia (EPIN). Con ese espacio natural único en sus manos, la pareja quiere crear un complejo de turismo sostenible «hecho a medida de la demanda». Para amortiguar la inversión, buscan socios que se sumen al proyecto.

Seguir leyendo